excatedra.com
 

WWW.EXCATEDRA.COM

   Hablar ex cathedra


palabra clave
ENLACES DE INTERÉS
www.viviendaocasion.com

HABLAR EX CATHEDRA

Para ser catedrático de la universidad se requiere estar doctorado, haber desempeñado función docente o investigadora durante dos años como mínimo en una univesidad del estado u otro centro superior, u presentarse a la oposición libre que oportunamente se convoca. Las oposiciones, que convoca el ministerio de Educación y Ciencia, se realizan normalmente en Madrid, ante un tribunal nombrado por el mismo, y se rigen por leyes y decretos, entre los cuales destacan los Reales Decretos de 8 de mayo de 1903 y 8 de abril de 1910, Real Orden de 16 de julio de 1930 y Orden de 14 de septiembre de 1940, codificados sucesivamente por otros. Con posterioridad a la Ley de 17 de junio de 1965 y otras ordenaciones legales, se puede acceder a una determinada cátedra mediante concurso de acceso entre agregados de la misma disciplina o equiparables a ella. Para la provisión de una determinada cátedra, en primer lugar concursan por méritos los catedráticos de la misma materia o materias equiparables de otras universidades; en segundo lugar, los agregados de dicha especialidad, y finalmente puede someterse la misma a libre oposición.

Los catedráticos de institutos han de ser licenciados en facultad universitaria o titulados por la Escuela superior de bellas artes los de dibujo. Según la Ley de Ordenación de la Enseñanza media de 27 de febrero de 1953, los deberes fundamentales de los catedráticos son: el desempeño de las cátedras de asignaturas fundamentales, las funciones examinadoras que las leyes determinan, las tareas educativas complementarias y de extensión dentro de la orientación pedagógica del centro. Las cátedras se obtienen por oposición libre, que se rige por el Reglamento de oposiciones a cátedras de 4 y 25 de septiembre de 1931, sucesivamente rectificado en algunos de sus puntos por otras disposiciones, en especial por la orden ministerial de 23 de diciembre de 1964. una vez en posesión de la cátedra, puede concursarse a cátedras vacantes y trasladarse de cátedra por permuta.

Teniendo en cuenta el significado de cátedra (que proviene de la palabra latina cathedra que significa silla), la expresión hablar excátedra da a entender que se habla con el total conocimiento de lo que se habla y que, por tanto, se tiene razón en aquello que se afirma. Si bien esta forma de hablar (excátedra) inicialmente era propia del papa (cuando hablaba de forma excátedra significaba que aquello que decía era infalible), grandes ministros del papa o de jueces y magistrados, actualmente la expresión se ha dispersado a cualquier otro foro, de forma que se puede decir que una persona habla excátedra cuando está afirmando rotundamente algo intentado, con razón o no, demostrar un conocimiento pleno sobre aquello que está afirmando.

HABLAR EX CATHEDRA